Poder


La mayor conquista de un ser humano está en conquistarse a sí mismo. Ello implica ser leal a sus ideales y valores, pero por sobre todo: SER LEAL A SÍ MISMO. Más aún, saber cuándo el ideal y el valor pierde vigencia y no reditúa en felicidad y bienestar mental y espiritual. Si te obstinas en una idea, comportamiento, actitud, vale preguntarse: ¿ESTOY SIENDO LEAL A MI O A LO QUE CREO? ¿Vale la pena esta obstinación? ¿Soy feliz en ella?
Mirarte al espejo y tener el coraje de decirte: Esta idea, esta forma de pensar, esta actuación, este (aquí iría lo que sea que decidas) estuvo mucho tiempo en mi, lo acepté, crecí y me serví de él, actué de acuerdo a él y hasta he cambiado, pero ahora soy distinto, distinta, y decido renovar(me). Los ideales y valores son para el hombre y no al revés.. La mayor conquista de todas: ROMPER EL PROPIO PARADIGMA y convertise en un SER NUEVO. No hay que temer, la esencia nunca cambia. La esencia, es eso, ESENCIA.



Gnosis Rivera.-

En la imagen:
Pintura de GuyDennyng

William Saw Engel 14

https://guydenning.org/2017/02/02/exhibition-set-william-saw-angels/

No utilizado para fines comerciales.-

Entradas más populares de este blog

Otra cara de la depresión

A nadie

Necedad