Fuerza escondida

Se frotó sus palabras en la piel
las mezcló con azúcar moreno y se lustró las carnes
sacando el brillo de su fuerza escondida

Echó fuera las doscientas mariposas instaladas en su panza
con ellas tejió una corona
y se nombró así misma reina
reina de su propio reino
el que dirigía a partir de la hora tercera

Té verde y canela.  Con ellas hizo infusión nueva
nuevos sabores a su lengua
que delicioso sabía la libertad
estar de acuerdo con el propio ser
y no discernir más que para crecer en sentimiento

Se tardó un poco, pero a tiempo encontró su fuerza escondida
la colocó como manto que le cubría completa
se volvió su propia aliada, nunca más se defraudaría
poco importaba el camino recorrido
si el que estaba por venir le ofrecia la esperanza con los brazos abiertos

Seguía frotando los gritos sobre su carne
el azúcar moreno ya era una pasta fina
su piel prometía nueva vida
halló su fuerza escondida

© Derechos de Autor Gnosis Rivera.-

Entradas más populares de este blog

Otra cara de la depresión

A nadie

Necedad